Los materiales más comunes para blindar las áreas opacas de un vehículo son el Spectra, Kevlar, Twaron y compuestos especiales como el 3D-Shield, (Sistema de blindaje tri-dimensional de bajo peso).

En los niveles superiores ó aquellos blindajes requeridos para protegerse contra amenazas de atentados con bombas, emboscadas en las que se utilizan armas de largo alcance como fusiles y ametralladoras, es necesario utilizar materiales como el acero balístico y compuestos especiales de cerámica y aramidas fabricados por prestigiosas compañías.